Bitácora de Isabel Huete

SOLIDARIDAD CON HAITÍ

SOLIDARIDAD CON HAITÍ
PINCHA EN LA IMAGEN Y SI TE INTERESA MANDA TU COLABORACION A diointer@wanadoo.es (copia y pega la dirección de e-mail)

11 junio 2010

¿Quiénes son?

La Encuesta de la Población Activa (EPA) que elabora el INE indica que el paro alcanzó en el primer trimestre de 2010 el 20,05 % frente al 18,83 % del trimestre anterior. El número de personas paradas ha aumentado en 286.200 personas (respecto al trimestre anterior) y se sitúa en un total de 4.612.700. Asimismo, el número de personas ocupadas descendió en 251.800 personas en los últimos tres meses de 2010 respecto al trimestre anterior y se sitúa en 18.394.200.

(Fotografía de I. Huete, 2008)

Todos los días que cojo el metro me paso el trayecto mirando las caras de los pasajeros que me rodean. Observo su expresión, su mirada, su rictus, cómo colocan las manos o si sostienen algo entre ellas,  qué leen (si leen), en qué punto fijan sus ojos, quién los acompaña y, si hablan, cómo es el timbre o el volumen de su voz, cuántos suspiros emiten por minuto...
Traslado la estadística del 20% de desempleo a las aproximadamente 50 o 60 personas que suelen acompañarme en el mismo vagón: 10 o 12 de ellas podrían fácilmente estar en paro. Son muchas y debería poder percibirlo pero no es así. Las miradas suelen ser inexpresivas salvo las de los niños y sus madres; las de los ancianos son en blanco y negro y en las de los jóvenes pareciera que nada en la vida pueda ensombrecérsela.
Los inmigrantes siempre me parecen fatigados, como si arrastraran una pesada carga. Se mueven lentamente, quizá preguntándose qué demonios hacen en esta gran ciudad tan febril e inóspita. Son los que más se ensimisman mirando el suelo.
El resto de viajeros son como autómatas, clones a la deriva arrastrados por la riada humana. No hay juego de señales en su comportamiento. Es desolador concluir que todos me parecen estar en paro. 

El paro no es poesía.

23 comentarios:

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

Tienes toda la razón, querida Isabel. Lo malo de muchos de esos parados es que, además, sobreviven en ínfimas condiciones con el trabajo sumergido y esclavo.
Besos.

BIPOLAR dijo...

Pinta un panorama desolador y con poca esperanza.

Parece que la mirada lo que refleja es una profunda decepción. A mí me parece que la lleva casi todo el mundo escrita en la cara. Unos con más ojeras que otros.

Hay gente que no la lleva, visten unas gafas de sol exclusivas.

SILVIA dijo...

No, ciertamente el paro no es poesía.
la foto me encantó "Metro, Bilbao".
Por cierto vida, te echo de menos. Besillos!!!

Antònia Pons Valldosera dijo...

¡Cuánta sensibilidad desprende esta entrada! ¡Y como te gusta mirar, querida Isabel!
La situación de los parados es terrible, y la de algunos autónomos también.
Excepto los de los trajes de marca con gafas de sol y cuentas en los paraísos fiscales, la situación de los demás, es un poco peor que ayer y mejor que mañana porque al paso que vamos...Claro que ellos no soportarían el pagar esta recesión y nosotros resistiremos igual que ayer y como siempre. Estamos acostumbrados a pagar los platos rotos...
Un besote.

Amig@mi@ dijo...

Hoy por desgracia, el que goza de un puesto de trabajo, ya es afortunado.
¿Hasta cuando???
Besos

Neogeminis dijo...

La injusticia tampoco...aunque las frías estadísticas tampoco logran mostrar en su crudeza el verdadero daño que provocan estas crisis.

un abrazo.

Cornelivs dijo...

Pensemos que esto tiene que mejorar, querida Isabel.

Besos...!

jg riobò dijo...

Todos clones, los del paro al menos sienten.

Montserrat Sala dijo...

me alegro de leer algo tuyo. algo que depierta las conciencias, como siempre y no te deja soñar con lo angelitos. Excelente y sutil obsevadora. Saludos amiga.

Freddy dijo...

Amiga, sin duda el desempleo (y aún el empleo mal pagado) merma la calidad de vida de cualquiera, roba los pensamientos óptimos, angustia situaciones que debieran ser menos simples, convierte a la gente así como describes, ida, como zombie, en el mundo y la ciudad que le tocó vivir, mal manejada y con políticas peores cada vez más.

Abrazossssss

Posdata:¿Te mandé unas fotos, las viste?

Freddy

Anónimo dijo...

No sé si es que somos más civilizados o tal vez que incluso quienes menos tienen, todavía les queda algo que perder. Porque si no no se entiende este silencio de los corderos, que se dejan conducir al matadero sin una queja.
Me gustaría creer que en el fondo, aunque todavía sea muy en el fondo, se está larvando una explosión, algo que se lleve por delante tanto abuso, tanto egoísmo y, también hay que decirlo, tanto conformismo. Y que podemos empezar de nuevo, con otros objetivos que no sean comprar, comprar y comprar.

Isabel Huete dijo...

Anónimo, encantada de que hagas comentado mi post y comparto contigo lo que expresas pero tengo que rogarte que si en otra ocasión quieres comentar lo hagas con un nombre que te identifique porque tengo por norma no admitir comentarios de personas que no se identifican. Lo siento.
Un abrazo.

Marina dijo...

Hola enanita mía. Necesito ser optimista porque tengo que trasmitirles a los alumnos que hay un porvenir para ellos ahí fuera. Que se preparen y que amueblen sus cabezas y sus corazones...de otra forma, me iría para casa. Necesito creer en lo que les cuento.

Yo tb te echo de menos.

P.D. (¿se pone P.D. en un comentario?)

Estoy a punto de hacer una entrada y necesito una foto muy específica y muy especial. ¡EUREKA! LA ENCONTRÉ EN TU BLOG. No tengo paciencia para enviarte un correo y que me des permiso.¿Puedo, porfa puedo? Si? Gracias, lo sabía. Cito la fuente, por supuesto.

Máss besos.

Merche Pallarés dijo...

¡Isabelona te he echado de menos! Perdona que haya tardado tanto en comentarte pero, ya sabes, con ésto de la mudanza... He estado pensando en tí mucho estos días porque me preguntaba ¿Qué será de mi querida Isabel Huete, que no comenta en mis posts y parece que está desaparecida? Me preocupé. Pero ya leo que sigues en la brecha y espero que con tu salud intacta. Estupendo post, describiendo esas caras anónimas del metro. Me ha encantado. Muchos besotes, guapetona, M.

mojadopapel dijo...

Creo que si no encontrase trabajo durante mucho tiempo en la gran ciudad emigraria al campo para vivir de una manera primaria, agricultura de subsistencia o algo así antes que se me llegara a poner cara de "soma", lo malo es tener otras bocas al lado que necesiten comida y educación, pero ¿porqué el futuro tiene que estar necesariamente en la gran ciudad?.
Conozco a mucha gente autodidacta que vive feliz en el campo, tenemos pueblos que están demandando a gritos gente para habitarlos ofreciendo trabajo y vivienda. Nuestra existencia depende más del éxito que de una vida digna.

GEORGIA dijo...

Hola querida, demasiado sin saber de ti...ya se te extraña...

un abrazo

Merche Pallarés dijo...

Sí, Isabel ¿dónde te has metido? Hace tiempo que no apareces por ningun lado, y ésto querida, no es normal... ¡¡APARECE!! Espero que estés bien. Muchos besotes, M.

Pedro F. Báez dijo...

¡FELICIDADES, ESPAÑA!

Antonio Aguilera dijo...

Debe de ser muy doloroso estar en paro y más aún si tienes una familia que alimentar. Pagar hipoteca etc. Todos conocemos casos cercanos. Es desesperante desde luego.
Me quejo mucho por ser autónomo y lo difícil que lo tenemos, la poca o nula protección que tenemos, pero pensandolo bien soy un privilegiado; aunque tenga que dar doce horas diarias o incluso más.
No comparto el sistema de "mercado laboral" que tenemos; no me gusta nada. Además es una expresión horrenda.

Isabel, me alegro de que hayas vuelto, espero que no estés malilla.

un gran beso

Roger Rivero dijo...

Paso a dejarte un abrazo, me preocupa que no se de ti hace tiempooooo, espero que todo marche bien con la salud. Un abrazo grande!!!

Mª Antonia dijo...

Querida Isabel:
Por supuesto, el paro NO es poesía, es una ruina para los hogares que lo sufren. Paradógicamente, trabajar se ha convertido en un lujo.

Besos y cuídate.

mojadopapel dijo...

Existe otro paro aún más deprimente y agobiante Isabel... tener parada el alma y las fuerzas para luchar.

conxa dijo...

Hola Isabel, solo pasaba a saludarte y ver que novedades había en tu blog,pero veo que tú también estás parada.

¿todo bien??

FOTOLIA