Bitácora de Isabel Huete

SOLIDARIDAD CON HAITÍ

SOLIDARIDAD CON HAITÍ
PINCHA EN LA IMAGEN Y SI TE INTERESA MANDA TU COLABORACION A diointer@wanadoo.es (copia y pega la dirección de e-mail)

15 septiembre 2008

Lo que somos. 2

Montaje creado en la playa de Mojácar (Almería). Isabel Huete.

Somos estructuras inacabadas por agotamiento
de la materia prima

Agotamiento y poesía

16 comentarios:

EMILIO CALVO DE MORA dijo...

Somos templos. Somos altares. Dioses. Vivir es un negocio precario, un equilibrio como el que se levanta sobre la chancla de la foto. Me parece que puedes abrir una etiqueta formidable llamada (pomposamente): Cuerpos en construcción o algo así. A ver la siguiente estructura.

Merche Pallarés dijo...

Muy bonita y curiosa la composición de piedras en la sandalia... Besotes, M.

DianNa_ dijo...

Eres una artista jajajaj, yo también me dedico a hacer cosas así en la playa, pero no se me hubiera ocurrido ni una tan guapa!!

No sabes de la que te has librado en aras del agnosticismo jajajajaaj yo es que pa ser atea, como que no...

Besos, reina :)

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

Muy sugerente la escultura-instalación.
Demos gracias a que, en nuestra construcción, se agotara el material: aumentaríamos el daño.
Besos.

Isabel Huete dijo...

EMILIO, no sé si ese título resulta pomposo pero la verdad es que es muy sugerente, tendré que pensármelo.
Somos dioses, altares... Somos fatuos hasta el aburrimiento. Ridículos de tanto mirarnos el ombligo.
Un beso grande.

MERCHE, es que a mí me encanta jugar en la playa con la arena, las piedras, las conchas... Son una sustitución del cubo y la pala de plástico. Me gusta conservar mis inclinaciones infantiles, como que me da vidilla.
Un besazo, guapetona.

DIANNA, pues podemos dedicarnos a hacer algo a la limón. Estoy segura que mi interpretación de la realidad combinará estupendamente con tu espontaneidad. Si Pedro y Javier hacen proyectos juntos, nosotras no vamos a ser menos ¿no? Jajaja.
Besotes, poetaza.

PEDRO, quizá sea un síntoma de que no está todo perdido. Lo peor es que el agotamiento venga de nosotros mismos, de nuestra incapacidad para mejorar.
Besos.

Fernando Manero dijo...

Magnífica composición, que debes registrar. La verdad es que la playa de Mojácar está salpicada de una colección espectacular de piedras que admiten multitud de formas, composiciones y elucubraciones artísticas. Basta con echar una mirada al suelo, seleccionar la roca por tamaño y colocor y dar rienda suelta a la imaginación. El resultado final depende del talento, naturalmente.

Isabel Huete dijo...

Gracias, Fernando, supongo que llevas razón y debería registrarlas, pero si no lo he hecho es porque son escultura-montajes-instalaciones (no sé cómo llamarlas) efímeras. Sólo queda constancia de su existencia por las fotografías que les hice, las cuales considero más que nada poemas visuales. Lo que sí debiera hacer, quizá, es firmarlas... ¡Tengo tan poco sentido de la propiedad respecto a las creaciones que hago!
En Mojácar son las piedras, y en Punta Umbría son las conchas... De todo tengo un poco.
Un besote.

DianNa_ dijo...

Pues no te creas que sería mala idea, hacer algo al alimón, lo que pasa es que no sé, si yo estaría a vuestra altura, tú lo has expresado de maravilla, soy una espontanea, carezco de "técnica", me sale o no me sale, pero me fijooooo!! e iré aprendiendo de vovsotros, si tan amablemente me echáis una mano (al cuello, nooo, ehhh)

Besos, preciosa

amador dijo...

Isabel, te pierde el romanticismo. Si algo nos define en nuestra modernidad es el sentido de propiedad.
Bromas aparte, me han gustado tus dos entradas con tus poemas visuales, la imagen y las palabras.

BIPOLAR dijo...

¡Qué barbaridad Isabel!
Es una pasada
No tengo palabras...
Estoy deseando ver la pelvis

Comprendo ahora la tristeza visual al contemplar al único hombre que plantaba la silla a pie de playa... Con estas vistas....
El aburrimiento promueve el arte.

Carlos Labarta dijo...

Pero somos esculturas al fin y al cabo...
Precioso momento...
Un saludo!

Isabel Huete dijo...

DIANNA, cariño, si hay algo que me atrae de las personas es precisamente la espontaneidad, más aún porque me parece un mérito ya que en esta sociedad en la que vivimos ser espontáneo está penalizado, gusta más el artificio, la corrección impostada.
Tú puedes estar a la altura de lo que te propongas en tanto que te lo creas. Ya surgirá algo...
No dejes de ser así, porfa.
Un besazo.

AMADOR, gracias por tus palabras. Sí, llevas razón, me pierde el romanticismo... o quizá la necesidad de compartir las cosas con la gente, sin más. Me subleva que el arte se haya convertido en pura mercancía y no quiero entrar en ese juego.
Quizá parezca un poco "quijotesca", pero no me improta.
Un besazo.

BIPO, gracias también a ti, me encanta que te guste.
No es el aburrimiento lo que me lleva a hacer estas cosas, porque a mí sólo me aburren las pesonas que no utilizan el cerebro para pensar ni tienen nada que decir. Salvo en esas circunstancias, raro es que yo me aburra porque siempre tengo las neuronas a punto del infarto, y en la playa no podía ser menos.
La pelvis... ¡ésa mejor al natural! Jajaja.
Un besazo gordo.

CARLOS, somos esculturas porque nos empeñamos en no ser otra cosa. Es muy cómodo permanecer inmóvil.
Besotes.

Carlos Labarta dijo...

Por eso el tiempo nos acaba derrotando, derritiendo, desintegrando eso que nos conforma...
Un abrazico grande!

Isabel Huete dijo...

CARLOS, es que somos tiempo... y se vuelve contra nosotros porque no sabemos utilizarlo.
¡Lo de abrazico suena muy maño!
Bezicos :)

jg riobò dijo...

Manos para tocar, pies para caminar y sostenernos.

Raúl Urbina dijo...

Veo esta construcción escultórica como una variante del "pie de atleta": el pie nudista.

FOTOLIA