Bitácora de Isabel Huete

SOLIDARIDAD CON HAITÍ

SOLIDARIDAD CON HAITÍ
PINCHA EN LA IMAGEN Y SI TE INTERESA MANDA TU COLABORACION A diointer@wanadoo.es (copia y pega la dirección de e-mail)

13 julio 2007

La bulimia del articulista

Hoy me despido hasta primeros de agosto. Me voy dos semanas a disfrutar de los placeres de la mar, del buen comer y, sobre todo, del buen dormir, por mucho que les pese a Juan Manuel de Prada (¡qué personaje tan desagradable y oportunista!) y a Javier Marías, con quien disfruto enormemente leyendo sus obras pero no comparto en absoluto su crítica, por obsesiva y en muchos casos destructiva, de todo y de todos/as, sin dejar títere con cabeza, en la mayoría de sus artículos del dominical de El País.

Y cito a ambos escritores porque hace unos días, el uno en ABC y el otro en El País, pusieron a caer de un burro, con una actitud elitista y un lenguaje marcadamente despectivo -cada uno a su manera-, a quienes nos preparamos para pasar las vacaciones de la forma más desahogada y cómoda posible (respecto a la ropa) y más entretenida (respecto a nuestros deseos de disfrutar aún sabiendo que quizá nuestro destino sea todo lo contrario de una playa paradisiaca). No me gustan las personas que creen estar por encima del bien y del mal y, lo que es peor, intentando siempre sobreveolar sobre las cabezas de los demás. La verdad es que cuando me tropiezo con alguien así enseguida pienso que deberían sacarles una foto sentados en el váter cagando, salvo que en este caso, dado su condición de intelectuales, no caguen como todos los demás... lo que, ahora que lo pienso, explicaría su comportamiento compulsivo de echar tanta mierda por la boca. Quizá sea una nueva modalidad de trastorno de la alimentación: la bulimia del articulista acomplejado. ¡Penita!

La mar de mares

Yo a lo mío, que es lo que importa. Y lo que importa hoy es que ya huelo y oigo el mar, siento la brisa y puedo ver las estrellas luciendo en el techo ese, virtual, al que llamamos cielo... (en Madrid no se ven :< ) Y eso estando todavía a 500 km del trocito de costa al que me dirijo: Punta de la Mona, Playa de la Herradura (foto de la derecha, saliendo el sol), entre Almuñécar y Nerja, provincia de Granada. ¡Una delicia de sitio! Hay playas con gente y otras casi vírgenes (siguiente foto) dado su difícil acceso. No son precisamente de arena, sino de cantos pequeños, como los de los ríos, que adquieren una variedad de colores inmensa cuando los mojan las olas. Tengo muchas en casa, en agua, bellísimas.
Y la mar es transparente y limpia. Y el sol, cuando sale, invita a trinar a los pájaros y se cuela junto a la brisa matinal hasta la puerta de la calle; y cuando se pone parece una bola de fuego que se va
tragando el mar, dejando una estela de matices rojos en el cielo y en el el agua que envuelve todo como si fuera un manto mágico.
Y toda esta maravilla la fotografié el año pasado cuando estuve allí en septiembre, como se puede ver. No conocía el lugar (lo encontré buscando algo diferente en Internet) y me enamoré de él. Se lo recomiendo a quien no lo conozca, entre otras cosas porque también se puede visitar la Alpujarra granadina, que está cerca y me han dicho que es una gozada, y que espero recorrer estos días. Y Granada está a tiro de piedra, y las cuevas de Nerja (apabullantes)... También quiero ir al pueblo de La Peza, cuna de mi familia paterna... de la que algún día hablaré porque tiene una historia de novela.
Y eso: la mar de poesía.

2 comentarios:

cuentosbrujos dijo...

Me encantó pasarme por tu rincón en este éter. He olido el mar. Yo tambien me las piro en busca de salitre y sudor. fotosbrujas.com

Isabel Huete dijo...

Pues me alegro por ti y por todos los que se vayan. Gracias por pasarte por mi blog... Siempre me quedo con la intriga de saber quiénes son los "curiosos" que entran y no dicen ni "mu". Mi idea es que sea lo más compartido y participado posible, por supuesto siempre con buen rollito.
:-)

FOTOLIA