Bitácora de Isabel Huete

SOLIDARIDAD CON HAITÍ

SOLIDARIDAD CON HAITÍ
PINCHA EN LA IMAGEN Y SI TE INTERESA MANDA TU COLABORACION A diointer@wanadoo.es (copia y pega la dirección de e-mail)

01 octubre 2008

Lo que aquí se esconde

Imagen de ojo retocada digitalmente por Isabel Huete

A veces, cuando leo otros blogs, me pregunto si no debería cambiar la tónica general del mío y elegir una línea de comentarios más homogénea, menos dispersa. Pero me asalta la duda de si sabría someterme a ese tipo de disciplina. Mi mirada danza de un sitio a otro por el escenario de la vida y se para sólo cuando ve algo que le inquieta, para bien o para mal. ¿Por qué no expresarlo entonces así?

Cuando decidí crear esta bitácora me lo planteé como una puerta abierta hacia mi interior, sin pretender poner ningún tipo de condición a quienes decidieran traspasarlo (salvo la del necesario respeto mutuo) y, a la vez, que me sirviera también como túnel de evasión de ese campamento monótono que es el transcurrir de los días. Y es que a veces pienso que vivimos tras las vallas de una especie de campo de concentración, sin saber nunca en qué momento vamos a ser gaseados, o anulados, o desaparecidos. Tal es el poder que ejerce lo material sobre nosotros y las pocas salidas que nos ofrece.

Mi mente, como la de todos, supongo, se ve sometida las 24 horas del día a un martilleo incesante de noticias, sentimientos, sensaciones, tristezas, alegrías, fracasos, éxitos... Todos nuestros sentidos se ponen en alerta nada más despertarnos y lo que antes era descanso, a partir de ese momento se torna vorágine arrolladora de movimientos neuronales, estallidos inconscientes no siempre controlados ni controlables.

Pretendo extraer de todo ese maremagno aquello que me parece más positivo y sin duda, para mí, más placentero. No rehuyo el conflicto ni pretendo ocultar el genio vivo que tengo (a veces insoportable), tan sólo me adentro en mi yo más amable y lo muestro para convencerme a mí misma de que lo poseo, o busco su posesión para no desfallecer.

Mi impulsividad y sentido crítico hacia aquello que más me incomoda a veces me traicionan, sobre todo en los ámbitos menos atractivos en los que se mueve mi vida cotidiana. Vida bastante estéril, por otro lado, pero que he de llevar si quiero comerme de vez en cuando un suculento plato de lentejas y no caer en la inanición.

Consciente de esa realidad insufrible, a la fuerza tengo que recurrir a mi otra vida, la que se esfuerza en no dejarse arrastrar por la mierda que nos rodea, aunque a veces sea tanta que resulte imposible no acabar apestando a ella. Y esa es mi vida creativa, la que utilizo para perderme en los recovecos de la imaginación y de la sensibilidad, las que me gusta llenar con la contemplación de las pequeñas cosas, erróneamente consideradas exentas de grandeza. Nunca me he considerado, porque no lo soy, una artista, aunque sí alguien con cierto instinto para transformar la realidad más mísera en algo con ciertos tintes de belleza. Las manos, la luz y los colores son los instrumentos básicos a los que recurro, como tabla de salvación, para dar forma a esas mis otras vivencias, mucho más interiores y gratificantes aunque no estén expuestas en un mercado que, ni busco, ni me importa.

Intento nutrirme de lo bello, empaparme de su calidez, y exponerlo a la vista de los ojeadores sin que el miedo o el resquemor me ate. No busco reconocimiento ni juicio alguno, únicamente dejar abierta la puerta de esta mi casa en la que busco y encuentro la paz para que la traspase quien quiera compartirla conmigo. Algunos/as van y vienen, y otros se han quedado, pero ninguno/a me es indiferente. Y de todos aprendo algo nuevo cada día.

No puedo pedir más, pero sí puedo daros las gracias por vuestra compañía.

Blogueros y poesía.

16 comentarios:

Merche Pallarés dijo...

Isabel ¡eres un hacha! Me acuerdo cuando te leía en los diferentes blogs. Tus comentarios tan profundos e inteligentes y ahora que te he encontrado no te puedo abandonar. Todo lo que dices y tus fotos, me llegan al alma. Sigue así querida, escribiendo lo que te salga del corazón y de otra parte más profunda que tenemos las mujeres pero que mi educación (antigua) no me permite reproducir... tu ya me entiendes... Besotes, M.

cuentosbrujos dijo...

Se indisciplinada, variopinta, heterogenea, divertida al fin
saludo sbrujos

EMILIO CALVO DE MORA dijo...

El blog es tuyo. La palabra. El sentido. La elección. El color. Los gestos. Las comas. Los reflejos. Y que siga así. Más disperso, caótico y azaroso que el mío, pocos. Besos.

Silvia dijo...

Gracias a ti, simplemente, por ser así.

Guapa, buenas noches :)

BESOS GORDOS!!

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

Lo bueno de este medio de comunicación es que cada uno hace lo que estima oportuno con él.
Yo estoy encantado de seguirte tal y como lo haces.
Besos.

javiera vega dijo...

Hola Isabel, me gustó tu relato, sobre todo el titulo me ha dado para pensar,”Lo que aquí se esconde”…

Isabel Huete dijo...

MERCHE, querida, mil gracias. Eres muy especial, aunque me encantaría que algún día te soltaras el corsé y dijeras lo que es: los ovarios. Jajaja.
Besazos.

BRUJO, es que realmente me defines don esas palabras... Mi padre decía que siendo así de mí no se podía hacer carrera. Creo que me lo creí, aunque al final la hice :)
Besos embrujados.

EMILIO, pues mira que yo no te veo nada caótico... ¡Me pareces tan coherente y escribes tan bien! Me resulta muy placentero leerte. Además la composición de tu página es de las que más me gustan.
Besos grandes.

SILVIA, cariño, no te me pierdas por esos mundos y sigue viniendo por aquí. Me gustan mucho tus visitas, compi.
Otros BESAZOOOO GORDOOO para ti.

PEDRO, y yo encantada de que estés encantado, jajaja. Fuiste de mis primeras visitas y a través de ti he contactado con gente deliciosa por eso te estoy doblemente agradecida.
Besotes, corazón.

JAVIERA, mira que estás lejos y qué cerca pareces estar. Eres todo sensibilidad y me encanta visitarte.
Besazos también para ti.

Sibyla dijo...

Querida Isabel, sigue así, indisciplinada, ocurrente, natural y auténtica.
Fíate de tu sensibilidad y lucidez, que las tienes a raudales, y escribe lo que se te antoje, porque ahí radica la clave de la sorpresa y el buen hacer.
Los blogs, tienen el fín de poder ser canales de expresión, para exponer todo aquello que creamos conveniente o interesante, primero para nosotros y después para nuestros amigos lectores.

Muchos besos amiga:)

Isabel Huete dijo...

SIBYLA, gracias por ese comentario tan cariñoso. Qué alucinante es congeniar con gente tan distinta y compartir con ella aquello que nos ocupa y preocupa.
Me encanta haberte encontrado en este mundo tan extraño y, a la vez, tan humano.
Un beso muy grande.

jg riobò dijo...

Es el refugio que queremos mostrar a los demás.

Donce dijo...

MMMMuuuuuuuuuuuuuuuaaaaCCCCCCCCC

Isabel Huete dijo...

JAVIER, llevas razón, es un pequeño y cálido refugio.
Besazos.

DONCE, me hace gracia eso de aparezcas y desaparezcas como el guadiana... o como los fantasmas. Jajaja.
Siempre me alegro de tu vuelta.
MMMUUUUUUUUUUAAAAAAAACCCCCCCCCC!

BIPOLAR dijo...

A pesar de que el blog nos ofrece una tapadera para poder expresarnos libremente, pocas personas exponen lo que de verdad sienten. Hay una especie de estúpido "quedar bien ante los demás" sin ser uno mismo. Al final, nadie puede engañar a los demás de cómo es realmente, por eso se agradece tanto una lengua tan depilada como la tuya.
:)

Isabel Huete dijo...

BIPO. es que a mí eso de ser constantemente "políticamente correcta" me sobrepasa, no puedo, y menos cuando hago algo que sólo pretende dejar salir lo que te quema por dentro. Hace tiempo que decidí no tener la lengua demasiado quieta a la hora de decir lo que pienso en lo que se refiere a mí. Es una forma de lavarse por dentro.
Eres un cielo y te debo correo. :)
Un besote.

DianNa_ dijo...

Lengua depilada? jajajajajaj

Besossssss

Inma Luna dijo...

Nada, nada, Maribel, tú sigue contando lo que quieras que tu casa es tuya y los que te visitamos estamos encantados de tu multivisión. Te sigo leyendo. Besos.

FOTOLIA