Bitácora de Isabel Huete

SOLIDARIDAD CON HAITÍ

SOLIDARIDAD CON HAITÍ
PINCHA EN LA IMAGEN Y SI TE INTERESA MANDA TU COLABORACION A diointer@wanadoo.es (copia y pega la dirección de e-mail)

16 enero 2009

Velintonia, 3: la casa de Vicente Aleixandre


La Asociación de Amigos de Vicente Aleixandre me viene informando puntualmente de sus actividades en pro del mantenimiento de la que fue la casa de este enorme poeta por parte de las instituciones públicas (Ayuntamiento, Comunidad Autónoma y Ministerio de Cultura), sin que por el momento haya dado frutos a pesar de los muchos años de reivindicación y lucha -desde 1995- que mantienen para que ésta se libre de la piqueta y se transforme en un centro de documentación y estudio de la poesía española del s. XX y en una Fundación que lleve su nombre.


A pesar de que muchos poetas conocidos, intelectuales e instituciones privadas y públicas han apoyado, y apoyan, esta reivindicación, parece ser que entre la familia del poeta y los poderes públicos no se llega a un acuerdo. La primera porque la ofrece a un precio desorbitado (la literatura supeditada al negocio), y los segundos porque les duele el bolsillo a la hora de proteger un bien cultural en el que no ven valor arquitectónico alguno (la cultura supeditada a la imagen), y así parece que seguirán hasta que la casa se caiga a pedazos o la compre un especulador para construir un edificio de nueva planta. No importa el valor histórico y cultural del pequeño edificio ni tampoco que Aleixandre sea, si no me equivoco, el único poeta español que ha recibido el Premio Nobel (también el Nacional de Literatura, el de la Crítica y muchos otros nacionales e internacionales) y que su casa fuera lugar de encuentro de poetas tan importantes como Neruda, Lorca, Dámaso Alonso, Miguel Hernández, Cernuda, Bousoño, Alberti, etc. y no pocos escritores coetáneos.

Realmente resulta vergonzoso que los Amigos de Vicente Aleixandre tengan que manifestarse o concentrarse cada dos por tres ante la casa o ante los organismos públicos correspondientes para exigir algo que tendría que haber sido una iniciativa de las propias administraciones, pero ya sabemos lo que para ellas significa el patrimonio histórico, artístico o literario cuando no tienen claro que les pueda ser rentable. La cultura como negocio es nuestra filosofía, el poder del dinero instalado en los despachos, la desidia y el abandono cubriendo las cabezas de nuestros/as políticos, la incompetencia como signo de los tiempos modernos. Y lo de la familia... vergonzoso.

Transcribo aquí un pequeño texto de Pere Gimferrer:

Pere Gimferrer
Discurso de ingreso en la RAE (1985)

«[...] para bien de todos, espero y deseo que la casa de Vicente se mantenga siempre, como en vida del poeta y como ahora mismo, a título de perpetuado monumento incólume a un gran escritor y a su generación, del mismo modo que el carmen granadino de Manuel de Falla, para instrucción, ejemplo y goce de las generaciones futuras. Hago, por si algún día llegase a ser necesario, público llamamiento desde aquí en tal sentido a todos los amigos de Vicente y de la literatura y a las instancias públicas y privadas pertinentes para que así sea: es una responsabilidad que hemos contraído, es algo que a nosotros mismos nos debemos.»

Este año se celebra el 25 aniversario de la muerte de Vicente Aleixandre, ¿será el año de la solución definitiva a esta cuestión o será el de el olvido? Tendremos ocasión de comprobarlo.

Para quienes deseen saber más recomiendo visitar la web
http://www.vicentealeixandre.es/

Velintonia, 3 y poesía.

7 comentarios:

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

Es una situación vergonzosa. Anda que no se han gastado en otras cosas menos simbólicas para la cultura. Y la familia, todo un retrato de cómo se puede exprimir la gloria de un antepasado para sacarle todo el zumo.

Sibyla dijo...

Isabel, decirte en primer lugar que estás guapísima en la fotografía del post anterior.
Y con relación a perpetuar la casa de V. Aleixandre, es una pena vergonzosa, el que todavía no hayan llegado a un acuerdo la familia y la administración.
He recordado la casa de F. G. Lorca en Fuentevaqueros, la han mantenido muy cuidada, y guardando todos los detalles de decoración que contenía, y en la parte del altillo que era un granero, lo han
convertido en una exposición que van actualizando.

También en Granada, en la Huerta de San Vicente, han hecho un parque precioso y la casa donde Federico veraneaba con su familia, la han habilitado, y es un pequeño museo con entrada abierta para todo el que quiera visitarla.
Pienso que hay que respetar la memoria histórica y las casas de origen de los grandes genios que poblaron España.

Un abrazo muy grande y que tengas feliz finde:)

DianNa_ dijo...

El brillo del oro desbanca el valor del alma... todo por lo que sea por el vil metal.

Qué pena, niña y después se gastan millonadas en chorradas, pero claro, chorradas por las que los bolsillos se les llenan de dinero negro.

Gracias por afilarte los dientes por mi, mi niña, no sabes lo que os lo agradezco a todos, en serio.

Mil besos en pagaré que te daré un día en persona.

Jan Puerta dijo...

Lamentable.
Cuando suceden estos desvaríos mentales no entiendo nada. Solo veo incompetencia y mediocridad a manos llenas.
Un abrazo

Merche Pallarés dijo...

Hoy justamente el post de PEDRO O.E. va del tema de la financiación cultural. Ahora lo entiendo mucho mejor porque sí, lo de la casa de Aleixandre es lamentable tanto por parte de la familia como por la de los gobiernos central y autonómico. Una verdadera pena. Besotes, M.

Cesc Fortuny i Fabré dijo...

Espadas como labios.

jg riobò dijo...

Lamentable.

FOTOLIA